jueves, julio 12, 2007

Rajoy, en picado

Parece empeñado el “líder” de la tropa pepera en demostrar que ni a él ni a su partido les hace ninguna gracia que sea este gobierno el que pueda poner fin a la banda terrorista ETA. Parece empeñado, y finalmente va a terminar por convencernos a todos de ello, incluso a quienes les votan (hasta la fecha). No se puede interpretar de otra forma su reacción ante las numerosas detenciones de etarras habidas desde el fin de la tregua (también las hubo durante esa tregua, aunque el PP intente convencernos de que el gobierno se había rendido a ETA). Tanto es así que hasta en Periodista Digital (diario digital bien conocido por ser altavoz de las consignas peperas) consideran que Rajoy “se ha pasado”:


Rajoy
salió muy tocado del último debate sobre el estado de la nación y busca recuperar imagen insistiendo en el mismo error que lo llevó a la debacle. Era de esperar: en los anteriores debates sobre el estado de la nación reaccionó de igual manera y, además de una necedad supina, demuestra que no tiene la mínima capacitación intelectual exigible para su cargo. O eso o que tiene una mala sangre que le envenena.

Es el discurso político del PP un discurso que no se sustenta en hechos, sino en creencias y suposiciones. Un discurso anclado en creencias conduce a la fanatización y a la intolerancia. Y cuando, además, está basado en creencias que se han demostrado falsas (el gobierno se rinde ante ETA, España se rompe, etc.) ese discurso conduce a la pérdida del sentido de la realidad (en otras palabras, a la locura) y eso es lo que pretende conseguir el PP, que los ciudadanos pierdan el sentido de la realidad.

Afortunadamente cada vez son menos los que creen al PP, como demuestran día a día las numerosas encuestas (incluso las ocultadas).

Mientras el gobierno de Aznar y Rajoy fue engañado por ETA con una tregua trampa (un año despúes de asesinar a Miguel Ángel Blanco), parece que ahora ha ocurrido lo contrario y que los engañados han sido los etarras: el gobierno y las fuerzas de seguridad han aprovechado las “negociaciones” para estrechar el cerco sobre la banda terrorista. Esta es la “rendición” de la que habla el PP, este es el “rearme” de la banda que intentan colarnos: detenciones continuas de etarras.

Esta actitud del PP tiene su parte positiva: ni el gobierno ni nadie tendrá que darles las gracias por el apoyo dado para luchar contra ETA.

5 comentarios:

pAcO dijo...

Lo único que les queda ya es presentar una denuncia contra ZP por pertenencia a banda armada... todo llegará...
Por cierto no tiene desperdicio una muestra más de la hipocresía, cinismo y poca verguenza del PP, que es lo que hoy publica El Plural sobre lo que decía Mayor Oreja sólo unos días después de que ETA matara. De verdad hay que ser muy cateto para creerse el discurso de esta gente. No lo entiendo.
Salu2

animalpolítico dijo...

Lo difícil va a ser que puedan seguir superándose.

A ver cómo van a mear mañana más alto...

José Carlos dijo...

Acertadísimo post Felipe, te superas día a día.

Acabarás siendo una referencia en la blogosfera progresista.

Por cierto, hablando de mear más alto, como se suele decir coloquialmente, la abogacía del estado les ha meado las cachas con el recurso contra el Estatut, veréis como se superan en estupidez día a día.

Saludos.

Flashman dijo...

Si es que debería exigirse algo más que tener 18 años y ser español para ser jefe de la oposición... XDDD

¿Alguien se acuerda de que éste tipo una vez pasó por centrista?

disckreto dijo...

¿que afortunamamente cada vez son menos los que creen en el PP?
permitemé que dude y mucho de ese punto.
Los que creen en el PP, la derechona, tienen cuota fija en este pais, se trata de gente que les da igual tres que treinta y tres. Siempre serán los mismos y siempre estarán ahí.
Sorry.