viernes, agosto 25, 2006

El centrista de la semana


Como la semana pasada, esta semana nuestro centrista viene también de tierras valencianas. Y no viene sólo, viene acompañado de dos concejales del municipio del que es alcalde, Torrevieja: el señor Pedro Angel Hernández Mateo y los concejales de sanidad y seguridad, Hipólito Caro y Pablo Valero, imputados, ambos concejales, junto a no menos de 14 miembros de su policía municipal/política, en un posible delito de torturas.

Nuestro protagonista ya tiene pendiente algún asuntillo más con la justicia, pero el que nos ocupa es de órdago. Racismo, abusos policiales y torturas parecen una cosa demasiado fea y seria para que el sujeto vaya por ahí culpando al gobierno de Zapatero de "conspiración".

Otro "angelito" más del PP, el partido que tanto se queja de la retirada de estatuas de Franco. Menuda fauna.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

"Nuestro protagonista ya tiene pendiente algún asuntillo más con la justicia..."
¿Cuál es ese asuntillo?

Vamos, mójate e informanos a tus lectores.

192muertos-192mentiras dijo...

http://www.nodo50.org/tortuga/article.php3?id_article=3561

http://www.elpais.es/articulo/Comunidad/Valenciana/alcalde/Torrevieja/recalifico/suelo/protegido/promotor/le/compro/finca/elpepiautval/20060607elpval_3/Tes/

Hugo Denis dijo...

Lo de las torturas en comisarías ya es de escándalo. Cada vez se refuerza más mi opinión de que para llevar porra y esposas hay que ser un verdadero cafre. Da igual que sean los seguratas del metro que los nacionales o locales. Lo siento si alguien se siente ofendido pero en esos "cuerpos" hay demasiada basura embrutecida (no todos, hay honrosas excepciones). Pero insisto que son demasiados los que les ponen un uniforme y se creen los administradores de la justicia terrenal. Un gran montón de estiercol es lo que son. A ver si se acaba ya la impunidad con esta gentuza y les meten donde tienen que estar, eso sí, (re)educándolos, no vayan a salir más rebotados.

192muertos-192mentiras dijo...

Hugo, si a eso le añadimos además que desde instancias políticas se ampare y proteja comportamientos de este tipo, la indignidad es insuperable. La democracia no se puede permitir comportamientos como los del alcalde y concejales de Torrevieja. Deben ser expulsados automaticamente del Partido Popular y dimitir de sus cargos.

Un saludo.